EF Vicálvaro A 3 – 1 Infantil C (jornada 9)

EF Vicálvaro A 3 – 1 Infantil C (jornada 9)

15.gifGran partido con un resultado inmerecido

El buen planteamiento de Álvaro y Alberto, que sirvió para controlar el choque, se vino abajo en un alargue innecesario del segundo tiempo

 

Alineación:

EDM infantil C: Víctor; Guille (Guillermo), Jorge, Adri, Miguel (Nima), Gonzalo (cap.) Fran (Rico), Dani (Juan), Nacho (Polo), Gahete e Ignacio.

Tarjetas: Juan (amarilla) y Álvaro (entrenador) (roja).

Goles: 1-0 (m.44); 1-1 (m.63): Polo; 2-1 (m. 70+4) y 3-1 (m. 70+5).

Árbitro: Muy mal, pero que muy mal para los dos equipos, aunque nos tocó la peor parte con un alargue del segundo tiempo inexplicable, cuando teníamos el empate conseguido. Fatal en los fuera de juego y peor aún en la señalización de los saques de bandas y de esquina. No daba una a derechas este hombre. En la falta que hace Juan, que le cuesta la tarjeta, da la ley de la ventaja ¡ a nuestro favor! Y una vez que sale el balón fuera, le saca la tarjeta… como estas unas pocas. Posiblemente no llegue a arbitrar nunca en Champions League.

27.JPG  

 

Crónica de José Luis González del Barrio

El Infantil C llegaba al polideportivo de Vicálvaro en un momento difícil tras las dos derrotas sufridas de manera consecutiva con el San Blas y con el Polígono H, tercero y primero de la clasificación, Y ahora nos enfrentábamos al EFVicálvaro A, segundo en la tabla. La plantilla que tenemos es corta, con 19 jugadores, por lo que cualquier baja se nota y mucho. Y en este caso, no se contaba con Sánchez, ni con José, ni Raúl, ni con David, estos tres últimos lesionados. La papeleta de Álvaro y Alberto era complicada y no les quedaba más que hacer encajes de bolillos contra un equipo que, según la tabla clasificatoria, era todo un coco.

Sin embargo, los técnicos nos sorprendieron con un equipo revolucionario cuando los vimos situarse en el campo a Adri como central y a Gahete como hombre más adelantado en el eje del ataque. Un cambio posicional que dejaba dudas de cómo podía funcionar, pero lo cierto es que dejó un gran sabor de boca tanto uno como otro.

28.JPG

El Infantil C cayó en los minutos de descuento.

En la primera parte, vimos un Moratalaz serio y bien colocado en el campo en todas sus líneas algo que daba sus frutos al comprobar cómo la defensa impedía las llegadas claras de los vicalvareños, los cuales tan solo llegaron con peligro en una ocasión, en la que Víctor se encontró en un mano a mano que resolvió magníficamente el meta del Moratalaz. Nuestra defensa funcionaba bien, en la que Adri daba la sensación de encontrarse muy cómodo, y bien ayudada con Gonzalo, que trataba de sacar el balón jugándolo, siempre cerca de Fran y Dani apoyándolo. La delantera, fiel a sus posiciones, mantenía a la línea de retaguardia del Vicálvaro siempre atrás, siendo Ignacio el que más bajaba de los tres –hoy en la línea de ataque- en busca de balones, lo que hacía de nuestro centro del campo un barrera de cuatro con una presión  mayor sobre el rival y en ocasiones superándolo numéricamente. Esta circunstancia era clara en el número de saques de esquina que se conseguían – seis en total- pudiendo haber estrenado el marcador en un remate de cabeza de Gahete que se fue rozando el palo izquierdo del Vicálvaro. Poco después tuvo otra solo ante el portero, que desbarató este. El Moratalaz se había ganado el respeto de los rojos del Vicálvaro, estábamos jugando muy bien y de tu a tu a un rival que tan solo nos ganaba en el tamaño de sus jugadores. Al descanso nos fuimos con el 0-0 inicial.

En la reanudación salió un Vicálvaro a comerse el mundo, volcado en el área del Moratalaz sin descanso, pero la defensa seguía impecable, con la única variación de Miguel e Ignacio, que alternaban sus posiciones. En el minuto 9, el Vicálvaro enhebró la mejor jugada que había logrado hasta ese momento, en una combinación de pases en la que llegó el 1-0. A partir de ese momento, temíamos lo peor, un desmoronamiento del Moratalaz tal como vimos en partidos anteriores. Pero no, mantuvieron la misma táctica y sin descomponerse. Álvaro realiza los cambios en busca de esa frescura que ya se necesitaba. Polo pasa adelante por la banda derecha, hasta ese momento ocupada por Nacho, mientras que Juan y Rico se unen a Gonzalo en la línea media, entrando por unos batalladores Dani y Fran. En una combinación, el balón llegó a Juan, que lo mete hacia Polo, y este lo pica por encima del portero. Era el 1-1 y ya no pintaba en bastos. Es más, se podía ir a por el partido sin ningún problema, era el minuto 28 y quedaba tiempo para muchas cosas.

7.JPG

Los chicos de Álvaro controlaron el partido.

El Vicálvaro volvió a volcarse sobre la meta de Víctor. El problema es que estaba pasando lo que nunca debe pasar: arbitraba la grada. La afición del Vicálvaro se dejaba oír y el árbitro lo notó. Y de qué manera. El Moratalaz realiza sus dos últimos cambios, entrando Guillermo por Guille y Nima por Miguel, buscando la forma de contener a los rojos, algo que estábamos haciendo francamente bien. La incoherencia arbitral llega en el minuto 35, cuando el colegiado expulsa del banquillo a Álvaro, digamos que por quedar bien con la afición local o simplemente por seguir la lista de errores que ya llevaba acumulados, expulsión que había perdonado minutos antes al técnico de casa cuando le dijo todo lo feo de la Espasa-Calpe a voces. El partido estaba acabado, pero lo que son las cosas, en el 35+4, en un contragolpe y tras dos rechaces, el Vicálvaro anota el 2-1, que prácticamente apuntillaba el partido. Y tras sacar de centro, llega el 3-1, en el 35+5. Increíble e inmerecido, pero cierto este marcador. Pese a ello, hay que felicitar a nuestros chicos, bien por todos ellos y por los técnicos, que plantearon un buen encuentro, con mención especial para una impecable defensa ¡Gran partido! Enhorabuena y a seguir así, ¡Ah! chicos, como veis, podéis ganar a cualquiera, tan solo lo que debéis hacer es tener esa idea en mente, pero sobre todo, no relajaros nunca. De Vicálvaro salió un equipo alabado por una afición rival que le dijo a gritos al colegiado de todo menos guapo, mientras que de la nuestra, la del Moratalaz,  tan solo decir gracias por lo educada y deportiva que fue. Todo un ejemplo de elegancia y comportamiento.

1.JPG2.JPG3.JPG4.JPG5.JPG6.JPG7.JPG8.JPG9.JPG10.JPG11.JPG12.JPG13.JPG14.JPG15.JPG16.JPG17.JPG18.JPG19.JPG20.JPG21.JPG22.JPG23.JPG24.JPG25.JPG26.JPG27.JPG28.JPG29.JPG30.JPG31.JPG32.JPG33.JPG34.JPG35.JPG36.JPG37.JPG